Piensa diferente

Ese es el mantra que la empresa de la manzana repite cada vez que presenta un nuevo producto. Pues bien, esta vez parece que lo han hecho poco y mal.

Ayer, día 7 de septiembre, Apple mostró sus nuevos dos nuevos terminales (iPhone 7 iPhone 7 Plus) y evidenció que los de Cupertino ya no son la vanguardia que fueron hace ya algunos años.

A rebufo

Que Apple no pasa por su mejor momento innovador no es una cosa que yo me invente. Si vemos las principales novedades de los terminales, nos encontramos que ya hay marcas que lo ofrecen: la cámara dual (solo en la versión plus) ya se ha visto en Huawei y en LG, el sonido estéreo en Sony  y la protección de salpicadura (que no de inmersión) en Samsung, Sony y otros tantos más. Incluso la ausencia de entrada de auriculares (cosa que no entiendo) ya se vio en el Moto Z aunque en ese caso si se podían conectar a través del USB tipo C.

¿Por qué hemos decidido eliminar el conector jack? En una palabra: coraje”

Esas fueron las palabras Phil Schiller, vicepersidente de márketing de Apple, durante la presentación. Palabras que ni el más tonto del pueblo se cree. Si alguien me quiere convencer que, por coraje, dejas a los usuarios sin poder utilizar los auriculares que tu mismo vendes va listo.

¿Alternativas? Puedes comprar el adaptador para conectar tus viejos y obsoletos auriculares a través del puerto de carga o adquirir los fabulosos AirPods, los auriculares inalámbricos de la compañía, por el módico precio de 179€. A cambio, obtienes 5 horas de autonomía o hasta 24 si llevas contigo su estuche-cargador. Eso es como decir que si tu móvil tiene una autonomía de un día, si llevas contigo un cargador portátil, se puede llegar a duplicar o incluso tripilcar.

Conclusión

Visto lo visto y después de esta reflexión, habrá quien crea que pienso que no son buenos móviles. Nada más lejos de la realidad. Apple hace grandes terminales, que tienden a dar pocos problemas y a tener una vida útil muy larga.

Ahora, si es verdad que desde mi punto de vista no ofrecen nada que no puedas tener a un precio más competitivo y es que, empezar a hablar en 759€ por un smartphone que, obviando el sistema operativo, hace lo mismo que otros por cientos de euros menos, no me parece la mejor opción.

Pero cada uno hace con su dinero lo que quiere. Jamás criticaré a alguien que gana SU dinero y se lo gasta en lo que le apetece. Vivimos en un mundo libre.